En Laredo y Santoña (Cantabria)

Máximo Martínez Román ha venido a descansar (con nietos incluidos) unos días a la cornisa cantábrica. Aprovechando esta circunstancia y la de que Juan Romero Robledo vive en esa población, hemos decidido acompañarles en un paseo por la Puebla de Laredo, el Puerto y el Puntal para pasar en la barca que cruza la ría hasta Santoña.
    Como aperitivo, vino blanco para acompañar a las anchoas y queso recio. Después, comida a base de bonito del norte en el merendero "Casa Emilia".
Paseo por el puerto de Santoña, con visita al albero de la plaza de toros y regreso a Laredo, al mismo lugar donde arribó Carlos I cuando volvía de los Paises Bajos  para retirarse a Yuste.
    Cuando Máximo "revele" las fotos digitales las iremos colocando en esta nueva web.
    Los agraciados con el paseo han sido:

3 comentarios

  1. Foto de Máximo Martínez Román
    Máximo Martínez Román
    Añado una nueva fotografía que obtuve en la zona de El Puntal, en el extremo de la playa de Laredo, mientras esperábamos al "gasolino" que nos pasaría a Santoña, en la otra orilla de la ría.
    Saludos de Máximo,
    NOTA.- la fotografía en cuestión es la que aparece en último lugar.
  2. Foto de Miguel Ángel González Antonio
    Miguel Ángel González Antonio

    Hola amigos:

    Después de varios intentos consigo dar con el sistema para acceder a la web,cosa que requiere todo un cursillo previo como idea para futuras incorporaciones,o al menos para los "torpes en estas lides" como yo.

    A lo que vamos,trataré de relatar la experiencia vivida en la visita a Laredo del pasado 7 de julio,y comienzo reconociendo mi pereza para acudir al evento,teniendo en cuenta que llevo veraneando allí mas de 35 años,pero en esasfechas me encontraba en Bilbao con otros compromisos,y no estaba asegurada mi presencia.

    Llegué a la reunión tarde,y cuando tengo un encuentro con ex-compañeros que no conozco, lo primero que se me ocurresiempre es ir preguntando uno a uno lo típico: En que año se incorporaron en qué colegio estudiaron,etc,etc.Pues bién,charlando con Máximo Martínez,y mientras "medio escuchábamos" al formidable guía Juan Romero,descubrimos que el me había "pisado los talones"materialmente, ya que era un año mas jóveny pasó por los mismos colegios,los mismos educadores, y practicamente los mismos profesores desde el año 1958 hasta el año 1965 en que coincidimos también en la ULC;es decir,que habíamos estudiado lo mismo con un desfase de un año y sin embargo no llegamos reconocer-nos ni siquiera por la fotografía de aquellos años.

    Como veis,aun habiendo convivido años enteros en un mismo colegio,es evidente que teníamos vidas muy separadas,y han tenido que transcurrir 50 años para el reencuentro,lo cual ha merecido la pena,y todo ello teniendo en cuenta el poco tiempo disponible,pero que resultó muy intenso y difícil de olvidar.Las fotografías que manda Máximo así lo demuestran,y como vereis yo gesticulo bastante,por lo cual se demuestra que no pasé desapercibido.

    Como conclusión decir quegracias al tesón e interés de Iñaqui,y el buen compañerismo reinante, una vez mas tengo que manifestar mi alegría por compartir vivencias como la de ese día.

    Un fuerte abrazo y hasta la próxima

  3. Foto de Máximo Martínez Román
    Máximo Martínez Román
    Hace unos meses, en una conversación con Iñaki, le comenté mi intención de pasar unos días de vacaciones en Cantabria, estancia que elijo en los últimos años; en este caso en Laredo. Le manifesté que posiblemente me acercara a Bilbao y el me propuso además vernos en Laredo, ciudad que frecuenta por lazos familiares.
    En mis vacaciones de hace dos años me apetecía visitar Bilbao, hacia bastante tiempo que había estado, quería conocer su transformación y borrar la imagen un poco triste que tenia de ella. Lo conseguí, nada más iniciarla gracias a Iñaki, que en unas pocas horas se esforzó y consiguió que tuviera una visión global y de detalle de la ciudad y su zona de influencia, para la que yo sin su ayuda hubiera necesitados varios días. La muy agradable impresión que quedó grabada en mis retinas fue un aliciente más para reencontrarme con ella y con los compañeros en la última junta de Alacó que allí se celebró de la que tambien guardo un grato recuerdo por la gran acogida que nos dispensaron los compañeros vascos que se desvivieron en atenciones con todos.
    Iñaki, para esta reunión de 2014 en Laredo, además de desplazarse, como siempre ha sido generoso en el esfuerzo y ha propiciado el encuentro con más compañeros de la zona y unas horas de charla muy agradables.
    Quiero agradecer a él y al resto la gran acogida que me dispensaron. A Juan Romero que nos guió y trasmitió, durante las pocas horas que compartimos, el gran conocimiento que tiene de Laredo. Caminamos por la Puebla estimulándonos los recuerdos y las vivencias personales en muchas ocasiones coincidentes, por razón de especialidad de Miguel Angel y yo y compartí y compartimos otras con José Antonio, Jesús, con los que había tenido menos trato y con Santiago que fue uno de los que se implicaron en el éxito del encuentro de Bilbao.
    ¡Gracias compañeros! Mereció la pena prescindir por unas horas de la compañía de “mis pequeños” para vivir una jornada de espíritu laboral 100x100, que con el paso de los años habéis ido acrecentando y que son el crisol que depura y fomenta, hermandad, camaradería, alianza, cariño y apego; en resumen: Amistad sobre compañerismo. Espero que nos reencontremos en Soria, con un grupo más numeroso, si cabe, que el que a día de hoy se prevé.
    Pongo a vuestra disposición en la nube, el material gráfico y tambien para que Iñaki seleccione el que crea más conveniente para la web.
    Torrejon de Ardoz, 25-07-2014.
    Máximo Martínez Román

Deja un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia con el sitio web. Al continuar con la navegación consideramos que acepta su uso.