Ciudades en el Camino de Santiago

                Recorrer el Camino de Santiago, lleva consigo pasar por cantidad de pueblos y ciudades que son un testimonio de lugares que han nacido debido al trasiego de peregrinos en la Edad Media y que hoy todavía conservan mucha arquitectura en sus calles, sus edificios, sus iglesias, hospitales, refugios, ermitas, parajes, peirones, cruceros, cementerios, etc.
            Grandes ciudades como Pamplona, Logroño, Burgos y León son hitos muy importantes y reconocidos por todos, pero no nos vamos a fijar en estos lugares y lo haremos recordando sitios más pequeños pero con mucha historia en sus paredes y monumentos que reflejan su vida alrededor del Camino, como lo demuestra que han sobrevivido al paso de muchos siglos.
            Jaca, es la capital del Románico, pues fue el principio del Camino de los europeos que pasaban a España por el puerto del Somport. Su catedral románica dedicada a San Pedro fue ejemplo para las construcciones posteriores y el ajedrezado jaques es la seña de identidad que a lo largo del Camino Francés deja constancia de este símbolo que ahora sería considerado como un logotipo para los peregrinos.
            La antigüedad data del año 1077 y es uno de los templos más importantes del Románico español, creándose a raíz de este edificio un gran centro comercial en Jaca, siendo actualmente la cabeza de esta comarca de Aragón. Roncesvalles es otro lugar de paso obligado en la frontera de Navarra y Francia destacando la Colegiata, el silo y el mausoleo que representan la historia de este lugar.
            Santo Domingo de la Calzada merece ser destacado por ser la ciudad de los prodigios, sus fantásticas leyendas y ser un faro para los caminantes. La calzada romana fue transformada por su patrón en ruta jacobea debido a su impulso y a las órdenes de Domingo de la Calzada que en su cometido de constructor logro hacer calzadas, levantar albergues, hospitales, ermitas e iglesias para facilitar el atravesar la comarca que tuvo un progreso debido a los trabajos donde se talaron bosques, construyeron calzadas y puentes, de tal forma que es patrón de los Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, recordando que nacido en Valoria de Rioja fue pastorcillo en su niñez y se retiró  como anacoreta en la Sierra de la Demanda. Las calles de Santo Domingo son estrechas y longitudinales y la Catedral guarda en su interior una jaula con el gallo y la gallina que recuerda el milagro de la gallina que cantó después de asada.
            San Juan de Ortega y Nájera son dos lugares que merecen ser recordados. En el primer punto se encuentra  el santuario donde esta enterrado San Juan de Ortega, discípulo de Domingo de la Calzada a quien ayudo en la tarea de abrir caminos y tender sólidos puentes de piedra. Nájera situada en las orillas del rio Najerilla luce el impresionante monasterio de Santa María la Real, donde guarda la Virgen  románica de la Terraza, su panteón real y que posee el Claustro de los Caballeros, además de otros tesoros.
             Otro lugar muy significativo es Castrojeriz que en francés quiere decir “cuatro sonrisas” al que se llega después de pasar el Monasterio de San Antón, donde se cuidaban a los enfermos del “fuego de San Antón”. Esta villa de formato mediano con su caserío pardo y apretado se extiende a lo largo de más de kilómetro y medio a los pies de una colina, desde la Colegiata de Santa María del Mercado hasta la iglesia de San Juan. En 1495 había cuatro hospitales lo que da idea de lo caritativos que eran sus habitantes.
         Hontanas, Hornillos del Camino, Terradillos de los Templarios y otros lugares los recordamos pero es Frómista el lugar de lo más importantes de los que nos encontramos en el recorrido por el Camino de Santiago por la llamada Rúa Francesa, con su la calle de sencillos soportales donde estaba el Hospital de los Palmeros y Santiago, ahora restaurante. Su importancia con las iglesias que posee, como San Pedro, Santa María del Castillo y sobre todo San Marín de Frómista, una verdadera joya románica del siglo XI muy significativa del camino francés. Es una obra perfecta en todos los sentidos, desde su color de oro, sus dimensiones y la perfecta restauración de tal forma que parece una maqueta equilibrada, siendo una lección del arte románico que se inicia en Jaca y acaba en Santiago. Los capiteles son extraordinarios y destaca que los remodelados o copias llevan marcada una “R” para distinguirlos de los originales. 
         Otros sitios importantes son Villasirga y Carrión de los Condes con sus templos dedicados a Santiago, Nuestra Señora de Belén y a la salida el Monasterio de San Zoilo donde se veneran reliquias de este santo traídas de Córdoba.
         Avanzando pasamos por Sahagún que debido a los monjes de Cluny alcanzo en la Edad Media gran esplendor por los privilegios de donaciones de Fernando I y Alfonso VI, llegando a tener cinco hospitales, destacando el del monasterio que tenía 60 camas en el siglo XI y el siglo XV amasaba 2.000 fanegas de trigo al año, lo que demuestra que era un punto interesante de “parada y fonda” donde destacan sus iglesias románicas de ladrillo mudéjar.
        El Burgo Ranero es un pueblo lineal típico de los pueblos que nacieron y vivieron del Camino de Santiago donde podemos visitar su modesto templo dedicado a San Pedro. Mansilla de las Mulas es una población con calles llenas de soportales que fue Señorío de los Almirantes de Castilla, donde destaca su cerco amurallado, tuvo siete iglesias y tres buenos hospitales.
     Astorga, ciudad donde confluían seis vías romanas es un punto de gran importancia con su Catedral que es un precioso buque de piedra de tonos rosa y rojo. El palacio episcopal es obra de Gaudí y el Hospital Catedralicio de San Juan queda como recuerdo de la cantidad de hospitales que tuvo en la Edad Media por ser junto a Burgos la ciudad de Astorga la que contaba con mayor número de estos edificios.
       Ponferrada, capital del Bierzo es un lugar de gran importancia y de muchos recuerdos para nosotros, por ser el lugar del que hemos iniciado varias veces nuestros recorridos por etapas, donde además de su imponente castillo templario destaca la iglesia de Santa María de la Encina, la Torre del Reloj y el Hospital de la Reina.      
      Entre estos últimos lugares, debemos reseñar Rabanal del Camino que tuvo gran importancia por los hospitales, templos y palacios que poseía en la Edad Media, destacando la espadaña de la iglesia de Santa María y la residencia de los Templarios de Ponferrada. Este pequeño pueblo es uno de tantos que esta vivo por la cantidad de albergues, casas rurales y hoteles que logran tener una gran afluencia de peregrinos en un lugar donde el paisaje es un lujo y la atención de sus habitantes para no olvidar por los detalles que tienen con nosotros los peregrinos.
        Cacabelos, Castrillo de los Polvarazes, El Ganso, Manjarín, Foncebadón y Molinaseca son otros puntos de interés y acabamos esta crónica citando a Villafranca del Bierzo, La Vico Francorum de la Guía Calixtina. Este lugar es los más amables del Camino donde se conserva el espíritu de la peregrinación que se aprecia en el trato con las personas que habitan esta villa llena de monumentos como la Iglesia de Santiago, conventos de San Francisco y La Anunciada, San Nicolás, Castillo y la Calle del Agua con sus preciosas iglesias románicas de San Esteban y San Miguel, todo rodeado de las montañas del Cebreiro y el curso de los ríos Burbia y Valcárcel donde se escucha el rumor del agua y el sonido de los árboles cerca de sus casas blasonadas de amplios aleros que dan descanso al peregrino que afronta la subida al Cebreiro pasando por Herrería, Hospital Inglés y La Faba, llegando a la aldea de El Cebreiro, un lugar que impresiona después de una subida muy dura que merece mucho la pena al llegar a la iglesia de Santa María la Real del siglo XII y el famoso Cáliz del milagro. Un detalle final es que en el ábside del Evangelio está enterrado desde 1989 Elías Valiño Sampedro, que fue titular de esta parroquia, hombre genial que fue responsable de dar vida al Camino con sus trabajos divulgativos de todo tipo y al que debemos estar agradecidos todos los amantes de esta peregrinación en este Año Santo Compostelano que ojala podamos celebrar caminando las últimas etapas por Triacastela, Sarria, Portomarín, Palas del Rey, Arzua, Mélide y O Pedrouzo antes de llegar a Santiago.

                                                                                                                 Luis Carramiñana La Vega

Recordando el Camino -> VER
El Camino por el País vasco -> VER
La revuelta de la España vaciada -> VER
Una vez más, recorremos el Camino de Santiago -> VER
De Castro Urdiales a Llanes -> VER
El Camino religioso -> VER
Gastronomía en el Camino -> VER
Encuentro de PARANINFO en Palencia -> VER

Sobre Luis Carramiñana la Vega

Me alegro mucho poder ver que Paraninfo esta en marcha después de una temporada cerrada por temas informáticos a los que muchos no sabemos acceder.

Poder comunicarnos a través de este medio es un motivo de alegría y de responsabilidad para entre todos tener viva esta ventana de colaboración en que creo que todos podemos aportar nuestras habilidades para contar cosas, dar ideas, recordar tiempos pasados o tratar cualquier asunto que pueda interesar. Saludos y gracias a los que hacen posible este trabajo de Paraninfo.

2 comentarios

  1. Foto de Iñaki Fernández Arriaga
    Iñaki Fernández Arriaga

    El grupo PARANINFO también estuvo en Frómista aprovechando el Encuentro en PALENCIA, en el año 2014

    Ver enlace arriba, al final del reportaje

  2. Foto de Luis Carramiñana la Vega
    Luis Carramiñana la Vega
    Siguiendo con mis relatos sobre el Camino de Santiago, tal como prometí ahora hablo sbre las ciudades y pueblos que me han impactado.

Deja un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia con el sitio web. Al continuar con la navegación consideramos que acepta su uso.