San José

San José, personaje bíblico olvidado en su vida.

Nazaret, pueblo pobre donde uno de los mejores oficios pagados era el ser carpintero, aquí tenemos a uno que le toco vivir una mala experiencia, estando el de lo más tranquilo, por delante de su habitación, pasaba una judía, que no le era indiferente, dicen que era ya mayor, pudo ser, pero también pudo ser joven, quien lo sabe si nadie le hizo la foto.

Joaquín y Ana, padres de esa joven judía que cuando se dieron cuenta la barriga le abultaba. “Está preñada” le dijo Ana a su marido, ¿Cómo ha sido eso?, ellos nunca  supieron quien habría podido ser, lo que sí es, para ocultar el hecho, pensaron rápidamente en un varón que asumiera el desliz, que tuviese el porvenir resuelto, quien mejor que José, el apellido no se conoce o no tenía, era fulano de zutano.

Seguro que le prometerían una dote aceptable y él pensaría, “Ya me ahorro guisar y fregar, barrer y limpiar”, aunque creo que por entonces, poco y lo justo, pero…

Entonces poca “pava” se pelaría, casi sin conocerse, al casamiento, pero algo tuvo que ver en la mujer que le habían prometido, cuando le vio aquella barriga, pensó, ¡Joder, esto no es mío!, “Yo no cargo con el paquete” y pensó en decir que no se casaba.

Casualidad o no, fíjate que aquella misma noche, sueña y escriben que se le apareció un ángel, claro depende de la traducción, ¿ángeles? como que…

El sueño lo convence y acepta cargar con el mochuelo, con la gloria que otro pudo tener, no sé si para callarlo, compraron su silencio y aquí se acaba parte de su historia.

La política y el empadronamiento hacen que José, que se supone tenía un borriquillo para su trabajo, le cargue el “jato” y con su mujer tomen camino de Belén, aquí se comenta un pasaje, María su mujer subida en el borrico, se cruza un judío que iba para Nazaret y al verlos se dice, “que cara, ella subida, el harto de trabajar, andando, tendrá”, al rato, (hay 610 kilómetros por carretera) se baja María y se sube José, mas adelante una pareja conocida se cruza con ellos y le dice la judía al judío, “valla caradura que tiene el vecino José, subido y su mujer preñada andando”.

José y María sin oírlos siguen adelante, para que descanse el borrico, se baja y camina al lado de José, un kilómetro y otra pareja se cruza con nuestros viajeros, y dice el judío, “vaya par de “gilipollas”, tienen un borrico y los dos andando, su jumento ha descansado por lo que se suben los, “serán caraduras, los dos subido en un borrico tan chico, para molerlos a palos”.

Te pregunto, ¿Qué opinas?.

A su llegada, criticados, José procura un techo porque el crío va a nacer, no hay por la movida, los hoteles y fondas están cubiertos, una vecina le dice que a linde de la montaña hay un refugio de animales de su hombre.

Vuelta a subirse al burro y encuentran una especie de cueva con un pesebre para ovejas,  que raro, escriben que había una mula y un buey, no encajan aquí, bueno María se pone a parir y José que era manitas en sus maderas, no tiene ni agua para lavar a la madre ni al niño, imagínate que había sino paja, el mal rato que hubo de pasar.

Allí estuvo hasta que el fisco lo legaliza y aquella mañana siguiente,  los pastores van a por su rebaño y se encuentran el panorama, menos mal que les dan leche de oveja, no se sabe si cuando los tres hombres de bien llegan está presente, la cosa que toman el GPS y retornar a Nazaret.

A los días, circuncidan a ese niño según su rito y posterior lo llevan a presentarlo al Templo,  otro ritual, lo llevan sus padres, José y María.

Ahora hay un lapsus, que creo ese niño aparte de jugar ya un poco mayor ayudaría a su padre putativo, creo yo.

José otro sueño le dice que coja al borriquillo,  a su mujer,  al niño y se vayan a Egipto, huyendo de la matanza de Herodes, cruzarían el hoy canal de Suez y creo se llegaría a Zagaziq,  total 550 kilómetros, tiempo adelante y cuando estaba más tranquilo, se tomaría un vinillo de los egipcios y aquella noche, otro sueño, que el rey ha muerto y tiene que volver, pues retornan a su pueblo, otros 550 kilómetros,

Doce años, un hombrecito, José y María acuden a Jerusalén y mira por donde se pierde el niño, aquí vuelve José a escena, pasa un mal rato junto a su mujer, al cabo de tres días, lo encuentran con algunos sacerdotes del templo,  los politiquillos de ahora, y le dice María su madre, que su padre y ella llevan la angustia de creerlo perdido y éste niño le contesta, palabras del evangelista, que escribió sus escritos hasta muchos años después, incluso más de cien, "¿Por qué me buscabais? ¿No sabíais que debía estar en las cosas de mi Padre?", que palo, porque lo católico dice que era a su madre la que le preocupaba,  José después de tantos años admitiendo su fallo, el niño le hace ver que no lo consideraba como su padre, que había otro, puesto que así se lo dice a su madre.

Y ya al menos yo no encuentro nada mas de José, se perdió en la vida y en la historia, después de las caminatas, reconocerlo como hijo y se llevara ese corte que le pegó Jesús, diciéndole lo de su Padre con mayúsculas, de pena, con razón diría, “Anda ya y averíguatelas solito, yo me vuelvo a mi carpintería que bastante me has hecho sufrir.

Desde mi niñez, las fotos que he visto y han publicado, casi todas era un judío varón mayor de edad, puede ser que el judío al dejarse barba y bigote, pues aún no habían inventado las cuchillas, solo la tijera, opino que vistos los viajes no sería así, sería un joven, con su barba, pero joven, a María una hembra de unos 14 años,

España país cristiano, católico y romano, tenía su nombre como fiesta nacional, llegan los politiquillos, la iglesia ya no se sienta a la derecha del poder y pasa a ser dia normal, ni fiesta ni nada, bueno en Valencia y por la fallas..

Espero no ofender a nadie, es un pensamiento particular cuando ya soy mayor y más experiencia en la vida.

San José 2018. 

Sobre Jóse Ortega Sánchez

1 comentario

  1. Foto de Jóse Ortega Sánchez
    Jóse Ortega Sánchez
    San José, Día del Padre

Deja un comentario

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia con el sitio web. Al continuar con la navegación consideramos que acepta su uso.